domingo, 26 de febrero de 2012

Dibujando el sábado

Con un grupo de amigos hemos quedado para dibujar el último sábado de cada mes, y en este primer encuentro nos hemos citado en los alrededores de la iglesia de Santa María del Pi, en Barcelona. Un día hermoso en muy buena compañía, y este es el resultado.
Iglesia del Pi desde la calle del Ave María
Placeta del Pi. Campanario y ábside de la iglesia
Pintores de la plaza Sant Josep Oriol
El grupo de dibujantes -falta Tomás- almorzando en el restaurante Organic
En la terraza del bar Mendizabal tomando el café

miércoles, 15 de febrero de 2012

Pallejà

El domingo pasado estuve en Pallejá acompañando a mi esposa, que le hacían una entrevista en la radio con motivo de su próximo concierto en Cal Ninyo de Sant Boi. Mientras esperaba, aproveche para dibujar el Castillo de Pallejà, en realidad una casa señorial del año 1590, que servía de refugio a los vecinos de la época ante los ataques de los bandoleros.
Además, coincidió con la Fiesta Mayor, por lo que intente captar una parte del desfile. Dibujar un grupo en movimiento es realmente complicado, tenía unos pocos segundos para dibujar algo y luego debía moverme para adelantar al grupo y volver a situarme para dibujar otra parte, y así varias veces. Eso explica algunas de las incoherencias que se pueden ver en el dibujo (además es una excusa estupenda para justificar que el dibujo no sea de una gran calidad: "como quieres que dibuje bien si no paraban de moverse").
En fin, pese a todo y al frio, siempre el dibujo es una experiencia estimulante.

Un café previo a la entrevista

Castillo de Pallejà
Escudo del castillo
Desfile de la Fiesta Mayor

lunes, 6 de febrero de 2012

Escultura románica

Con estos días de frio siberiano no apetece salir a dibujar al exterior. Una buena alternativa son los museos, en donde encontramos una gran variedad de cosas para dibujar. Hacia tiempo que tenía deseos de dibujar algunos motivos del románico, período artístico que particularmente me resulta muy interesante. En Barcelona, el Museo Nacional de Arte Catalán tiene una excelente colección de frescos y esculturas románicas, así que aproveché la ocasión y me fui al al museo; obras de primer nivel del románico catalán y ambiente cálido -en el sentido más literal del término-, dieron la posibilidad de dibujar tranquilamente un buen rato. Este es el resultado de ese día.